DÍA 8. Nos vamos!

Último día y no nos queríamos ir, queríamos más y más! Pero había que volver! 😦

Nos levantamos, nos vestimos y acabamos de preparar las maletas. El día anterior ya nos habían dicho que pasarían a buscarlas sobre las 12h y que por nombre y hora de vuelo nos las guardaban. Cogimos lo imprescindible para acabar de pasar el día, porque hasta las 20:00h no salía nuestro avión. Así que cogimos el bañador, toallas y la ropa que nos íbamos a llevar durante el viaje. El hotel también te habilitaba unos lavabos con duchas por si querías ducharte o asearte, la verdad que están muy bien.

Así que dejamos las maletas y nos fuimos a aprovechar la mañana en la playa del hotel, porque aún  no la habíamos visto. Cogimos el tren y nos llevó hacia la playa de Cobá.

DCIM100MEDIA

Llegamos, y aún seguían las algas así que nos fuimos sin ver el mar Caribe. 😦

Nos cogimos unas hamacas y vimos que teníamos gratis realizar una actividad, snorquel, kayak o paddel surf.

Así que dijimos de probar algo. Íbamos con la pareja que habíamos conocido esos días, así que ellos decidieron por hacer paddel surf y nosotras kayak. Mucho más tranquilo, me hubiera gustado hacer paddel surf pero como estaba el agua tan verde por las algas no me gustaba la idea de no ver nada, así que nos cogimos un  kayak!

Aunque ellos duraron bien poco en el paddel surf, porque estaban más en el agua que encima de la tabla y decidieron coger otro kayak y hacernos compañía.

DCIM100MEDIA

Cuando nos cansamos de remar, nos fuimos a bañarnos por la orilla y vimos que a poco metros estaban haciendo una danza maya, así que fuimos corriendo a verla!

DCIM100MEDIA

Al acabar el espectáculo te podías hacer fotos con ellos pero de repente se formó un colote y decidimos no hacer la foto, ya os lo enseñaré cuando hagamos el vídeo de Riviera Maya, fue muy guay!

Ya se nos hizo tarde así que recogimos y nos fuimos al hotel para comer y ducharnos, porque a las 17.00h salía nuestro bus para el aeropuerto.

Nos subimos al autobús y sólo de pensar que nos quedaban más de 12h de vuelo nos poníamos malos… sólo nos quedaba recordar lo maravilloso que han sido esos 8 días por la gran Riviera maya!